Domingo, 22 de noviembre de 2009
Publicado por vivealdia @ 20:49  | Entrevistas
Comentarios (0)  | Enviar

El intérprete de Colgando en tus manos confiesa que la espontaneidad es su mejor arma de seducción. El 25 de noviembre dará un show en solitario en estas tierras, algo que no hace desde 1997. 

cortesía Jota Erre MediosDe pequeño, Carlos Baute -según cuenta- se sentía muy acomplejado por su aspecto. "Era tan flaco como un palo, tenía los pies inmensos y la boca más grande que la cabeza. No me quedaba otra que ser bien simpático", comenta entre risas. No obstante, años después, se convirtió en modelo de comerciales y miembro del grupo musical Los Chamos, el cual marcaría sus inicios en el medio artístico. "Creo que más allá de lo físico, lo que siempre ha gustado de mí es el carisma. Nunca he sido 'perfectico', soy zalamero por naturaleza y eso tiene su encanto", asegura el cantante desde la línea telefónica que lo comunica desde México (donde estaba de visita promocional) con Caracas. El próximo miércoles 25 de noviembre presentará, en el Anfiteatro del Centro Sambil, el álbum De mi puño y letra, su más reciente entrega musical -que ya es Disco de Oro por estos lares- de donde se extrae el sencillo Colgando en tus manos, el cual grabara a dúo con Marta Sánchez, y que tiene a muchos de sus seguidores repitiendo su pegajoso estribillo. Recientemente, el artista puso en el mercado Directo en tus manos, un CD-DVD donde se registra su presentación en el Palacio de Vista Alegre de Madrid, celebrada en junio de este año. Entre sus distinciones más actuales, destaca la obtención del premio Onda, de España, en dos categorías: Mejor Canción del Año (por Colgando en tus manos) y Mejor Artista Latino del Año. Cansado de que le pregunten por qué compuso el tema Yo me quedo en Venezuela, para luego irse a vivir a la Madre Patria, Baute -quien mantiene una relación con la marbellense Beatriz Mirahazne- prefirió hablar, en esta ocasión, de sus armas para conquistar a una mujer.

a primera vista

¿Cuál es la mejor arma de seducción?

"Bailar. Al menos esa es la mejor con la que contamos los hombres venezolanos cuando salimos del país".

¿Bailar salsa, merengue o tambores?

"No importa el género sino hacerlo pegado a la chica, que es algo que no estilan los europeos ni tampoco algunos latinoamericanos, como los chilenos o los mexicanos".

Partiendo de eso, ¿es más difícil seducir a las venezolanas que a las españolas?

"Es difícil seducir a la que no te 'para', sea del país que sea. Y esas son las que a mí me gustan. Lo que tengo en contra, en ese caso, es que ya soy conocido. Por eso es que me gusta seducir en lugares en los que todavía soy anónimo".

¿Un lugar en Venezuela idóneo para conquistar a alguien? cortesía Amaris Peraza

"En Los Roques no es que la conquistas, es que te la comes entera y sin necesidad de hacer nada especial para ello (risas)".

¿En España?

"En Madrid son perfectos para eso los bares y restaurantes antiguos. A mí me encanta visitar, por ejemplo, los que están en el Barrio de La Latina".

¿Dónde eres más anónimo?

"Si voy a pubs en Estados Unidos que no sean frecuentados por latinos, puedo seducir sin que nadie me reconozca. Y lo hago bailando y echando broma, porque ser divertido es otra gran arma de seducción".

¿Qué es ser divertido en tu caso?

"Bueno, no tengo ningún chiste de bolsillo, sino que soy atrevido de acuerdo al momento, completamente improvisado, ocurrente. Soy un tipo feliz y eso es lo que trato de transmitir siempre".

¿Algunas normas para la primera cita?

"En primer lugar, no debes ser acartonado, cero gomina, eso ahuyenta a cualquiera. Sobre todo debes ser un caballero y jamás ser pantallero".

¿De qué temas hablas en ese primer encuentro?

"Lo adecuado es preguntarle a ella sobre su vida para saber qué terreno estás pisando. Así sabrás por cuáles aguas debes moverte".

Es decir, que si te dice que es panadera..

"Le digo que me encantan las harinas (risas)".

¿Y si es tímida y te toca hablar a ti primero?, ¿qué dices?

"Que soy actor porno".

¿Y eso funciona?

"Hermano, eso es brutalmente efectivo. Primero ella se ríe, porque no te lo cree. Entonces tú le dices seriamente: 'Pero ven acá, ¿por qué no me crees? Es verdad'. Allí se horroriza y seguramente piensa: 'este tipo está loco, es un enfermo', y se va. Pero te aseguro que, al rato, regresa. Me pasó recientemente con una azafata en el avión. Me preguntó si yo era modelo, le contesté que era actor porno y soltó una gran carcajada. Pero a los pocos minutos de vuelo, se acercó y me preguntó en qué películas había trabajado (risas). Allí te das cuenta de que la seducción no se da sólo por lo físico sino por la actitud que tomes".

¿Cambiarías algo de tu físico?

"Quizás la barriga (risas). No sé, mientras más cumples años lo que más tienes que nutrir es el cerebro. Da igual que seas bocón o que tengas acné, lo bonito está en la personalidad. Yo tengo un año sin ir al gimnasio, pero sí leyendo de todo".

¿Qué lees para seducir, por ejemplo?

"Me instruyo mucho sobre la Ley del Tao, porque la practico".

¿Qué resume esa ley?

"Que tanto los hombres como las mujeres podemos ser multiorgásmicos, si nos preparamos para ello. Durante un acto sexual, por ejemplo, yo no eyaculo, como parte de las prácticas que promueve esa ley".

A estas alturas, ¿hay algo que te haga sonrojar de una mujer?

"Siempre trato de que sea yo el que la sonroje a ella. Si me dice algo para sonrojarme, yo se lo devuelvo con el doble de la intensidad".

¿Qué es lo que más te seduce de ellas?

"Me gusta más seducir... pero me encanta que estén bien vestidas y que tengan seguridad en sí mismas".

¿Podrías mencionar algunas famosas que tengan esas cualidades?

"Marta Sánchez, por ejemplo, que es un mujerón, conquistadora y sensual, o la presentadora española Anne Igartiburu, que conduce el programa Mira quién baila. Es adulta, transparente, muy divertida, aunque de entrada no lo parezca, y siempre está espectacular".

¿Algún fetiche?

"Los pies. Me fascinan unos bonitos zapatos. Si en la primera cita ella tiene puestos unos zapatos feos, de una, me echo para atrás (risas)".

¿Seduces con la ropa?

"No sé si seduzco o no con lo que llevo puesto, pero me considero un tipo bastante clásico en el vestir. Unos jeans, una bonita camisa unicolor, un blazer y un par de Converse, para mí son suficientes.".

¿Crees que existen nombres sexis?

"Por supuesto. De mujer, me encanta Carlota. Y si me preguntas cómo me hubiera gustado llamarme te diría que Alejandro, sobre todo porque nunca van a decirte 'Alejandrito', como bien pueden decirte Carlitos o Carlucho, si te llamas Carlos (risas)".

Una vez que seduces, ¿cómo reconquistas a la que ya es tu pareja?

"Un buen plan puede ser prepararle una velada sorpresa. Cambiar las sábanas y llenarlas de pétalos de rosa, llenar el cuarto de velitas, que son cien por ciento seductoras, poner una musiquita que tú sabes que a ella le gusta, escoger una botellita de sidra y colocar frutas frescas sobre la mesa. Y, además, tenerle preparado un baño de sales marinas".

Pero a algunas las velas y los pétalos de rosa les parecen cursis...

"Hermano, a la que ese tipo de cosas le parezcan cursis no debe estar conmigo".

Canciones para conquistar

"De las mías me gustan especialmente Te Regalo, Nada se compara a ti e Intento de aniversario. De otros artistas mencionaría Feel, de Robbie Williams, que es un temazo. También Picture y Viva la vida de Coldplay, aunque sus líricas no son particularmente 'seductoras', sus melodías sí lo son. Por eso, cuando compongo, trato de hacer lo mejor posible a escala musical y me inclino por letras sencillas, hablo de un buen brollo, pero siempre con la conciencia de que lo que seduce es la música. ¿Cuánta gente no hay que se enamora con un tema en inglés sin tener ni idea de lo que dice la canción?".

Sus iconos de la seducción

" Los grandes seductores por excelencia, aunque ya no estén entre nosotros, son, para mí, Elvis Presley y Frank Sinatra. Sinatra las conquistaba con la voz, y Elvis, más allá de su talento vocal, las derretía porque era un tipo divertido. Por cierto, creo que fue él quien me influenció en eso de usar incesantemente los movimientos pélvicos sobre el escenario (risas), es algo que hago desde que estaba en Los Chamos. También admiro muchísimo a Julio Iglesias, porque es un seductor de mano izquierda; es decir, seduce hecho el tonto. Le conozco y puedo asegurar que atrae tanto a mujeres como a hombres, es el más grande de Hispanoamérica. Ayer lo vi en una entrevista que le hacían en un canal brasileño y el animador le preguntaba: "Julio ¿cuál es el mejor vino? y él respondió: " el mejor vino lo hace la compañia con la que estés y las piernas que tenga". Yo tengo este tipo de salidas".

por PABLO ERNESTO BLANCO
Fuente/www.estampas.com/



Comentarios